Acertar en una apuesta

A todos los que alguna vez hemos apostado nos gustaría saber cual es la fórmula mágica para acertar en cada apuesta que hacemos. La verdad es que no es sencillo, y el éxito de muchas casas de apuestas se basa precisamente en la norma de la excepción.

Todos apostaríamos por el Real Madrid en un partido contra un equipo recién ascendido o cosas así. Todo ese dinero se paga poco, pero digamos que tiene su cuota de “seguridad” basada en estadísticas y otras cuestiones probabilísticas. Pero como no soy un experto en estadística ni pretendo dármelas de ello, voy a hacer referencia a lo que me acaba de venir a la cabeza y que a fin de cuentas es el motivo de esta entrada de lunes post-final del Europeo de Austria y Suiza.

La apuesta de Telecinco estos últimos 4 años por el mundial de Fórmula 1, en el que se asistió a dos victorias de Fernando Alonso (único español que ha conseguido el campeonato del mundo de Fórmula 1 ha sido todo un acierto, desde el punto de vista publicitario y sobre todo desde el punto de vista deportivo y de audiencias. Aunque este año no sea el mejor para hablar de esto por el cambio de Alonso de Mc Laren a Renault y los malos resultados que está teniendo durante el 2008, no cabe duda de que Telecinco tuvo un par de huevos a la hora de apostar por un deporte que en España no creo que vieran más allá de 5.000 personas antes del “fenómeno Alonso”.

Es increíble ver como ahora se para el país para ver la salida, como todo el mundo es capaz de opinar sobre la estrategia de paradas en boxes, sobre la clasificación con mucha o poca gasolina y cosas como esas. A todo esto, ni que decir tiene que “el merdé” del año pasado con Hamilton les ha dejado un poso suficiente como para que no importe que Alonso no haga un podium este año… es suficiente ver como el susodicho niñato no termina una carrera para vibrar más que con cualquier triunfo.

Pero la otra apuesta sobre la que quería hablar es la de la cadena de televisión Cuatro para retransmitir la Eurocopa 2008 que acaba de terminar y que se celebró las últimas 3 semanas en Austria y Suiza. De por si no tiene mucha magia. Es bastante obvio que el mero hecho de retransmitirlo ya asegura un éxito de audiciencias… pero lo que nadie esperaba (ni los más optimistas… y ya no hablemos de la generación del “culo-pelao”) es que España fuera a llegar a la final y encima la ganase!!!

Ayer Domingo ha sido el día de mayor audiciencia de la historia de la televisión en nuestro país. Me apuesto lo que sea!!!… y eso se paga (sino, que se lo pregunten a los anunciantes que pusieron su marca a la vista en el descanso del partido entre España y Alemania). Además, con la victoria de España … queda un remanente de noticias, resúmenes, comentarios, programas y cosas parecidas que durará al menos una semanita (si no un decenio)

Lo dicho, Cuatro apostó y le salió mejor que bien… como también les salió de lujo a aquellos que apostaron por su victoria en el Europeo… lo siento por las casas de apuestas de Internet, pero alguna vez nos tocaba ganar a nosotros no?

VIVA ESPAÑA!!!!

Anuncios

Acertar en una apuesta

A todos los que alguna vez hemos apostado nos gustaría saber cual es la fórmula mágica para acertar en cada apuesta que hacemos. La verdad es que no es sencillo, y el éxito de muchas casas de apuestas se basa precisamente en la norma de la excepción.

Todos apostaríamos por el Real Madrid en un partido contra un equipo recién ascendido o cosas así. Todo ese dinero se paga poco, pero digamos que tiene su cuota de “seguridad” basada en estadísticas y otras cuestiones probabilísticas. Pero como no soy un experto en estadística ni pretendo dármelas de ello, voy a hacer referencia a lo que me acaba de venir a la cabeza y que a fin de cuentas es el motivo de esta entrada de lunes post-final del Europeo de Austria y Suiza.

La apuesta de Telecinco estos últimos 4 años por el mundial de Fórmula 1, en el que se asistió a dos victorias de Fernando Alonso (único español que ha conseguido el campeonato del mundo de Fórmula 1 ha sido todo un acierto, desde el punto de vista publicitario y sobre todo desde el punto de vista deportivo y de audiencias. Aunque este año no sea el mejor para hablar de esto por el cambio de Alonso de Mc Laren a Renault y los malos resultados que está teniendo durante el 2008, no cabe duda de que Telecinco tuvo un par de huevos a la hora de apostar por un deporte que en España no creo que vieran más allá de 5.000 personas antes del “fenómeno Alonso”.

Es increíble ver como ahora se para el país para ver la salida, como todo el mundo es capaz de opinar sobre la estrategia de paradas en boxes, sobre la clasificación con mucha o poca gasolina y cosas como esas. A todo esto, ni que decir tiene que “el merdé” del año pasado con Hamilton les ha dejado un poso suficiente como para que no importe que Alonso no haga un podium este año… es suficiente ver como el susodicho niñato no termina una carrera para vibrar más que con cualquier triunfo.

Pero la otra apuesta sobre la que quería hablar es la de la cadena de televisión Cuatro para retransmitir la Eurocopa 2008 que acaba de terminar y que se celebró las últimas 3 semanas en Austria y Suiza. De por si no tiene mucha magia. Es bastante obvio que el mero hecho de retransmitirlo ya asegura un éxito de audiciencias… pero lo que nadie esperaba (ni los más optimistas… y ya no hablemos de la generación del “culo-pelao”) es que España fuera a llegar a la final y encima la ganase!!!

Ayer Domingo ha sido el día de mayor audiciencia de la historia de la televisión en nuestro país. Me apuesto lo que sea!!!… y eso se paga (sino, que se lo pregunten a los anunciantes que pusieron su marca a la vista en el descanso del partido entre España y Alemania). Además, con la victoria de España … queda un remanente de noticias, resúmenes, comentarios, programas y cosas parecidas que durará al menos una semanita (si no un decenio)

Lo dicho, Cuatro apostó y le salió mejor que bien… como también les salió de lujo a aquellos que apostaron por su victoria en el Europeo… lo siento por las casas de apuestas de Internet, pero alguna vez nos tocaba ganar a nosotros no?

VIVA ESPAÑA!!!!

España y la maldición de los cuartos de final

El otro día, a propósito del partido de cuartos de final de la Eurocopa 2008, escuché en la radio una declaración de un locutor que hizo una micro-segmentación para identificar los dos estados de ánimo existentes antes del crucial partido de cuartos entre Italia y España. Más o menos venía a decir que entre los aficionados españoles había dos corrientes de sentimientos:

a) los que vivían el partido con esperanza, ilusión y convencimiento de victoria (los asociaba a un rango de edad comprendido entre los 20 y 30 años)
b) aquellos que sin ser necesariamente pesimistas, creían que Italia pasaría el cruce (aunque fuera con un gol con el culo). Este locutor, asociaba a esta corriente de sentimiento con los aficionados de más de 30 años, pero yo añadiría a este grupo de gente como “la generación del culo-pelao”

La generación del “culo-pelao” la formamos gente que ya hemos vivido varias experiencias parecidas (sólo que sin el éxito de haber pasado esta vez) y que nos hacían ver dicho partido con un poso muy pesimista. No hay un argumento claro, no hay una explicación coherente, salvo la de la voz de la experiencia. Frases como “es lo de siempre” o “se está cumpliendo el guión de los italianos” (cuando el partido llegaba a los penaltys) las escuché entre amigos de mi generación… la generación “culo-pelao”.

Sin embargo la estadística está para agarrarse al error muestral (para romperlas, que diría un mundano) y en esta ocasión la lotería de los penaltys no favoreció a los de siempre. Y los de siempre son los italianos… porque no he visto un fútbol más rácano pero a la vez un espíritu competitivo tan grande como los vecinos transalpinos. Sacan petróleo de la nada y además se mueven como pez en el agua en situaciones turbulentas… y eso da envidia.

En definitiva, España ha roto un maleficio, una maldición… y como les contaba el otro día a mis amigos, no pensé que fuéramos a renunciar a una de nuestras clásicas tradiciones (caer en cuatros) y estaba seguro de que mantendríamos dicha tradición igual que siempre hemos defendido con uñas y dientes la siesta, el jamón serrano o la cervecita después del trabajo.

Visto lo visto, tampoco está mal saltarse las normas de vez en cuando, Viva España!!!… vamos a por los rusos o mejor, ¿por qué no les proponemos un verano en Benidorm rodeado de botellas de vodka y bocadillos de chorizo? Estoy seguro que lo prefieren antes de tener que correr detrás de la pelota y los jugadores de la furia roja.

Hoy estoy crecido!!!!!!!

España y la maldición de los cuartos de final

El otro día, a propósito del partido de cuartos de final de la Eurocopa 2008, escuché en la radio una declaración de un locutor que hizo una micro-segmentación para identificar los dos estados de ánimo existentes antes del crucial partido de cuartos entre Italia y España. Más o menos venía a decir que entre los aficionados españoles había dos corrientes de sentimientos:

a) los que vivían el partido con esperanza, ilusión y convencimiento de victoria (los asociaba a un rango de edad comprendido entre los 20 y 30 años)
b) aquellos que sin ser necesariamente pesimistas, creían que Italia pasaría el cruce (aunque fuera con un gol con el culo). Este locutor, asociaba a esta corriente de sentimiento con los aficionados de más de 30 años, pero yo añadiría a este grupo de gente como “la generación del culo-pelao”

La generación del “culo-pelao” la formamos gente que ya hemos vivido varias experiencias parecidas (sólo que sin el éxito de haber pasado esta vez) y que nos hacían ver dicho partido con un poso muy pesimista. No hay un argumento claro, no hay una explicación coherente, salvo la de la voz de la experiencia. Frases como “es lo de siempre” o “se está cumpliendo el guión de los italianos” (cuando el partido llegaba a los penaltys) las escuché entre amigos de mi generación… la generación “culo-pelao”.

Sin embargo la estadística está para agarrarse al error muestral (para romperlas, que diría un mundano) y en esta ocasión la lotería de los penaltys no favoreció a los de siempre. Y los de siempre son los italianos… porque no he visto un fútbol más rácano pero a la vez un espíritu competitivo tan grande como los vecinos transalpinos. Sacan petróleo de la nada y además se mueven como pez en el agua en situaciones turbulentas… y eso da envidia.

En definitiva, España ha roto un maleficio, una maldición… y como les contaba el otro día a mis amigos, no pensé que fuéramos a renunciar a una de nuestras clásicas tradiciones (caer en cuatros) y estaba seguro de que mantendríamos dicha tradición igual que siempre hemos defendido con uñas y dientes la siesta, el jamón serrano o la cervecita después del trabajo.

Visto lo visto, tampoco está mal saltarse las normas de vez en cuando, Viva España!!!… vamos a por los rusos o mejor, ¿por qué no les proponemos un verano en Benidorm rodeado de botellas de vodka y bocadillos de chorizo? Estoy seguro que lo prefieren antes de tener que correr detrás de la pelota y los jugadores de la furia roja.

Hoy estoy crecido!!!!!!!

Karlos Arguiñano en Camera Café

http://youtube.com/v/BumIzaREODo

Descubro en “mezclado, no agitado” que Araque debe tener el mismo gusto que yo, porque me gusta Camera Café, y me parto con Karlos Arguiñano

No hace falta que haga nada, con verle aparecer me pongo a reir… pero después de su intervención en Airbag (ha tenido más apariciones en la pequeña y gran pantalla), me quedo con este episodio con Arguiñano como protagonista

Se sale… no lo dejeis de ver

Saludos

Karlos Arguiñano en Camera Café

Descubro en “mezclado, no agitado” que Araque debe tener el mismo gusto que yo, porque me gusta Camera Café, y me parto con Karlos Arguiñano

No hace falta que haga nada, con verle aparecer me pongo a reir… pero después de su intervención en Airbag (ha tenido más apariciones en la pequeña y gran pantalla), me quedo con este episodio con Arguiñano como protagonista

Se sale… no lo dejeis de ver

Saludos

¿15.000 €uros para una fiesta? Marketing de Guerrilla

No termino de acostumbrarme a encontrar en mi bandeja de entrada determinado tipo de emails procedentes de agencias de medios, agencias de marketing, y cosas por el estilo.

La verdad es que casi todas las propuestas que me llegan las leo por encima, y diría que hasta el día de hoy he debido borrar el 90% de dichos mensajes, bien porque no los consideraba “target de interés” para los lectores de El blog del Marketing o sencillamente porque el contenido que me enviaban no me parecía “digno” de aparecer como nueva entrada.

Sin embargo el email que he encontrado hace escasos 10 minutos me ha llamado la atención y paso a comentarlo. Lo primero que no es muy común es que se trata de una acción de marketing de guerrilla desarrollada a nivel local. Concretamente en Canarias (sorprende ver que también se empiezan a realizar acciones de marketing de guerrilla de forma “no nacional”).

El caso es que una lectora de El blog del marketing me envía la acción que comento a continuación:

Parece ser que las agencias que soportan dicha acción son (ya de nombres originales) La sombra del guisante y Mon, Save our Soul y en ella tratan de hacer ruido por las calles para “calentar” un poco a la gente y generar expectativa de cara a una acción que se llevará a cabo dentro de una semana. Parece ser que aparecieron por varias estatuas de Las Palmas carteles diciendo que tenían 15.000 €uros para gastar en una fiesta… se quedarían “de piedra”

El vídeo también lo han subido a Youtube, Facebook, Msn, etc… e incluso me envían fotos como las que podeis ver.

La verdad es que son cosas que producen ganas de que llegue el momento para ver en que consiste… ¿recordais lo de Renault cuando llenó las farolas y metales de la ciudad del símbolo aquel de 5 marchas?

¿O la ONCE con sus campañas y productos nuevos?

Me acuerdo que la gente se preguntaba ya no solo qué sería lo que anunciaban, sino también cual sería la marca comercial que estaba detrás de dichos anuncios, y es que pensad que para cualquiera que lo vea desde una óptica algo más antigua, no asociar la marca con un gasto (o inversión) especialmente en medios masivos como puede ser la televisión podría ser considerada como una pérdida de oportunidad.

Definitivamente ME GUSTA MUCHO ESTA ACCIÓN!!! y sinceramente, estoy esperando que llegue la semana próxima para que me cuenten exactamente cual ha sido el efecto producido por dicho “ruido” previo y (también) que me cuenten que producto o servicio está detrás de todo esto… seguiremos informando.

.