Linkedin llega a los 200 millones de usuarios

Linkedin es la red profesional de referencia. En mi opinión, se ha comido a los portales de empleo tipo Infojobs, Monster, Infoempleo, etc.
Incluso a las empresas referencia en búsqueda de mandos intermedios tipo Michael Page. Ahora todos ellos acuden a Linkedin, si bien creo que esetá infrautilizado el tema de empleos en Linkedin, o quizás a las empresas les de algo de “pereza” publicar sus nuevas posiciones en la red social… pero terminará llegando.
Por cierto, el otro día mi amigo Yago comentaba que había alcanzado los 1000 y pico contactos en Linkedin. Me pareció una burrada, pero acabo de comprobar que tengo nada menos que 951 contactos!!
Si quieres compartir, este es mi perfil profesional

Anuncios

La filosofía del pez (o la importancia de pasarlo bien)

El otro día en una reunión que tuve en Londres, nos incidieron mucho en la importancia de disfrutar con tu trabajo. Incluso nos recomendaron un libro que me está encantando (Fish) y que lo podéis leer de una sentada. Prometo que cambiará vuestra percepción de la rutina o del día a día. Y estoy tan seguro de ello que dejo un link para quién quiera leérselo en español, (aquí)
Disfrutar con las cosas que haces. 
Divertirte en el día a día. 
Hacer que los días tengan algo distinto, en vez de tomar la típica filosofía de esperar ansiosamente a que llegue el viernes para que sea el fin de semana, mientras que los lunes estamos más jodido que el gobierno de Grecia.
En realidad va más en el carácter de las personas que en la voluntad o en la forma de afrontar las cosas en sí mismas… pero sí creo firmemente que podemos hacer de nuestra existencia un lugar mejor. 
Pasamos el 70% de nuestro tiempo de adultos en el que estamos despiertos en el trabajo. ¿De verdad no creéis que nos iría mejor la cosa si intentáramos hacerlo un poco más divertido? Sólo depende de ti. Lo que ocurra en tu entorno no es controlable, pero si tu actitud ante las cosas.
Más información sobre la filosofía pez aquí

5 pasos para encontrar trabajo a través de las redes sociales

Curiosa e interesante infografía que me llega por parte de Maria Victoria Ajamil y que describe de forma sencilla los 5 pasos imprescindibles que habría que seguir para conseguir un trabajo aprovechando el poder de las redes sociales profesionales. 
5 pasos a seguir:

  • Construir presencia vía blog o las redes sociales
  • Crear un currículum y un perfil social profesional
  • Viraliza dicho perfil profesional
  • Genera una buena red de amistades / colegas profesionales
  • Consigue trabajo

¿Qué os parece? Yo lo veo como un básico para principiantes. Quizás demasiado teórico y con poca implantación práctica… pero a los más neófitos quizás les venga bien

Linkedin y los mensajes subliminales

Las personas somos previsibles. Queramos o no se nos ve venir a leguas, y en determinadas ocasiones la cosa todavía es más flagrante.
Vamos a poner un ejemplo mitad ficticio, mitad real para explicar por encima lo que hace mucha gente con el tema de las redes sociales (especialmente las profesionales, y particularmente Linkedin).
Digamos que no todo el mundo tiene la misma tendencia a la socialización de su vida en formato 2.0 y esto es perfectamente respetable. Hay gente que está en las redes sociales sin estar convencida de ello. Tienen una cuenta Facebook porque la tiene todo el mundo. Quizás hayan abierto una cuenta en Twitter para probar de qué va el asunto, y seguro que algunos (los menos) se hayan decidido abrir una cuenta en Linkedin sencillamente porque alguien les ha dicho que es la red profesional por excelencia.
Pero ahí termina todo. Ni actualizan apenas su Facebook, ni han twitteado una sola vez en su vida (eso de followers es ciencia ficción) y por supuesto, el perfil que tienen subido a Linkedin es el mismo que subieron el día en el que alguien les convenció de que debían estar en dicha red social de marcado carácter profesional.
Pero digamos que una empresa decide reestructurarse y que determinadas personas tienen información avanzada o sencillamente sospechas de que las cosas se ponen feas. Entonces, recuerdan al amigo pesado que en su momento les comentó lo de darse de alta en Linkedin y vuelven a actualizar su perfil profesional, a pedir recomendaciones, a actualizar experiencia, logros, etc.
Sí, vuelven a estar “activos”, y de paso todos los contactos de Linkedin saben que se han actualizado… casualmente, todos a la vez.
MORALEJA: Cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar (pero si es posible no lo hagas en lo alto del balcón, a la vista de todo el pueblo)

Si buscas trabajo, Redtrabajar es tu opción

En los tiempos que corren cualquier ayuda es bienvenida. Es cierto que hay un buen puñado de webs que ofrecen servicios de interlocución entre empresas y gente en búsqueda de empleo en Internet. Es cierto que no es la más grande, ni la más conocida, pero tiene algo diferenciador con respecto a los todopoderosos Infojobs, Monter, Infoempleo o incluso -por qué no- Linkedin Jobs, y es que cuando entras en su página web, www.redtrabajar.compuedes empezar a buscar trabajo por zona geográfica (España, Portugal, Brasil, Venezuela, Colombia, México, Argentina o Chile) o bien por especialidad, ya que agrupa un montón de oportunidades de trabajo para médicos, ingenieros, auditores, estudiantes, ejecutivos, etc).
Lo que sí he podido apreciar en un análisis de la oferta de trabajos disponibles en España es que no hay grandes clientes con los que hayan contactado. No sé si por voluntad propia, para tratar de recopilar todos esos empleos más accesibles para la mayoría de la gente, o porque quizás acaban de empezar y aún no han conseguido que las grandes multinacionales apuesten por Redtrabajar.
Sea como fuere, la realidad es que hay muchos trabajos en pequeñas y medianas empresas, que -por otro lado- son quienes configuran la mayoría del tejido empresarial en nuestro país (e imagino que lo mismo ocurra en el resto de países donde Redtrabajar está operando actualmente), pero que eso no significa necesariamente que sean malas oportunidades, sobre todo para mercados como el nuestro en los que tenemos unas tasas de desempleo por encima del 20% y -peor aún- un desempleo juvenil que ronda el 40%.
Además el registro es gratuito, si bien desconozco si tiene un paquete básico dentro de la suscripción gratuita y después, al pretender funciones más completas haya que pagar por el servicio completo (premium), cosa que por otro lado creo que sería un error, pues  me parecería que no tendría el mismo impacto o notoriedad entre los usuarios en búsqueda de empleo.

Por cierto, si estás en Brasil y buscas trabalho, también puedes hacerlo en su portal brasileño.

La guerra de las redes sociales

He descubierto hace poco en Geek’s room una magnífica infografía sobre una especie de “guerra de las redes sociales” donde podemos encontrar las princpiales redes sociales existentes y una comparativa de características que las hace diferentes a sus competidoras.
Con un juego de colores (Naranja=Si | Rosa=No) van comparando las características de Google+, Faceboo, Tumblr, Twitter y Linkedin en una infografía de las más curiosas que he encontrado hasta el momento y he compartido en El blog del Marketing

Desconectar o no desconectar. He ahí la cuestión

Parece que a los españoles (ÿ en general a cualquier civilización occidental, quizás influenciados por las “ventajas” que nos ofrecen los smartphones) nos cuesta desconectar de lo que ocurre en nuestros trabajos durante el verano.
Según la red profesional Viadeo, parece ser que el 62% de los españoles siguen conectados a lo que ocurre en su trabajo durante sus vacaciones de verano. Pero más “grave” resulta todavía el dato de que aproximadamente un 20% de los trabajadores objeto del estudio revela que sus jefes les “piden” que permanezcan conectados durante este descanso estival.
Por contra, menos del 20% de los encuestados afirman que permanecen en un estado de absoluta desconexión durante sus vacaciones.
¿Qué hacer? 
Desde luego -y como todo en la vida- en el término medio está la virtud (ya lo decía un tal Aristóteles). No es fácil desconectar si tienes un puesto de responsabilidad, pero por otro lado no es bueno permanecer contestando correos y permanentemente online como si nada ocurriera (cabe recordar que de aproximadamente 250 días laborables que tenemos en un año, menos de un 10% de ellos son vacaciones).
Personalmente prefiero pecar de desconectado que de conectado. Lo que suelo hacer es quitar las actualizaciones automáticas del correo del trabajo, de forma que solo lo compruebo cada cierto tiempo. Por ejemplo este año he cogido tres semanas seguidas de vacaciones y habré actualizado el correo 6 veces aproximadamente (2 por semana). Pero ojo. Descargar los correos al móvil no significa que los lea o -mucho menos- que tenga que ponerme con el portátil (siempre conmigo en vacaciones, lo que es significativo) a trabajar, pero me aseguro que no hay ningún marrón de dimensiones siderales apuntando hacia mi.
Simplemente compruebo que todo está ok. Porque la realidad es que para eso dejamos un mensaje automático de “fuera de oficina” donde queda claro a quién dirigirse para cualquiera de tus áreas de responsabilidad y -además- quién realmente quiera contactar por algo urgente puede hacerlo por teléfono o SMS (como así fue una vez durante mis vacaciones)
¿Tu cómo te organizas en vacaciones?